lunes, 7 de mayo de 2007

Debilidad maternal...



La verdad es que llevo varios días un poco agobiada y liada con trabajos y labores caseras varias. Razón por la cual no encontraba el momento de ponerme a escribir una nueva entrada.
Pero aunque corta, de hoy no pasa…
He conseguido sacar un ratito para actualizar el blog… y dar una vueltecita por el vecindario bloggero.

Os dejo aquí el regalo que me ha hecho mi hija por el día de la madre. Llamadme “ñoña” si queréis pero a mí me ha hecho ilusión…

Son dos fotos que hizo en Tailandia y que ha retocado y enmarcado para la ocasión.

Ya os contaré en próximas entregas el motivo de mi exceso de trabajo… (continuará)

Besos mil.

PícoraViborita.

martes, 1 de mayo de 2007

APAGAR UNA PASIÓN...

Un escalofrío recorre lentamente mi espalda y mis pies intentan sin conseguirlo andar en dirección contraria a dónde mi cerebro indica. Avanzo con determinación pero sin el convencimiento necesario.

Hago un repaso minucioso de pros y contras, para que en un último intento por evitar lo inevitable, la balanza se incline hacia el lado que prefiero…
¿Cómo es posible que ejerzas sobre mí ese influjo turbador?
¿Por qué enajenas mi sentido y me envuelves en tu niebla voluptuosa?

Mil veces me he propuesto olvidarte y otras mil me he rendido a tus encantos. Sometida a tus deseos. Deseosa de someterme.
Ahora más que nunca recuerdo nuestro primer encuentro…

Tendí mi mano hacia ti y tu entrega fue absoluta. Debo confesar que en un primer momento pensé que no eras mi tipo.
Pero que habilidad la tuya para atrapar a tu antojo a una incauta como yo que no supo o no quiso resistirse.

Te convertiste de pronto en mi sombra para lo bueno y para lo malo, compartías a mis amigos y siempre has estado a mi lado contra mis enemigos.

También recuerdo nuestra primera separación. Curiosamente, no fue fruto de una pelea, no...
Tuvimos una larga charla y decidimos darnos un tiempo para la reflexión.
No pasaron más de tres días y empezamos a vernos de nuevo. Primero una vez al día y al poco tiempo volvimos otra vez a la misma pasión inicial con color de desenfreno.

Mis manos habían aprendido a recorrer tu cuerpo de forma magistral.
Tú te entregabas a mí sin reservas, sin recelos, con la seguridad de quien se sabe que gusta a los demás. Es increíble esa facilidad tuya para ser doblemente imprescindible en cada encuentro.

Por un lado, la seguridad de lo conocido. Por el otro el estimulo gratificante de lo nuevo.
Yo te recibía con agrado, sumisa y pausada, en el convencimiento de ser yo la que dominaba aquella relación. Ahora sé, que nunca fue así.

Han sido tantos los momentos vividos, que casi no puedo imaginar mi vida sin ti.
Supiste hacerte un hueco tan importante en mi vida que llegamos a compartirlo todo. Me acompañabas al trabajo, en mis salidas nocturnas, a las comidas familiares…
Ayer fue nuestra última noche, al fin venció el raciocinio al impulso.

Te dije adiós y tú callaste.

Cuando acerqué mis labios a ti en el que sin duda era mi último beso, pude sentir tu calor aunque te empeñaste en disimular aparentando frialdad e indiferencia. Ni el más ligero sonido emitiste.

Eras un ser insignificante, abatido, abandonado a su suerte, una colilla...
¿Puede ser que quién dominó mi voluntad a placer durante tanto tiempo, ni siquiera sea capaz de pedir que no le deje?
Probablemente es lo mejor, verte así reafirmó mi decisión.

Finalmente cruzo esa puerta que se me antoja enorme, gigantesca como una pesada losa.
Dentro espera un hombre alto que amablemente y tras desearme buenos días me pregunta…
_“¿Qué desea?”
Trago saliva, respiro profundamente y consigo articular la frase completa…
_ Quiero parches de nicotina. Ayer fumé mi último cigarro!

Bueno, la verdad es que eso está aún por verse… jajaja.

Besos mil.

PícoraViborita.

martes, 24 de abril de 2007

LA MALETA...





Hace varios días que estoy algo más liada de lo habitual y la verdad es que tengo poco tiempo para escribir.
Pero lo cierto es que lo encuentro a faltar…Por eso aunque sea de forma rápida os explicaré una cosa…

Hoy, he ido a recoger al aeropuerto a mi hija y su novio que llegaban tras quince días de viaje por Tailandia. Birmania, Laos y otros nombres más difíciles de pronunciar y recordar...
El primer impacto ha sido ver aparecer el “armariomaleta” de la niña, que en previsión de lo que tenía planeado comprar se agenció la maleta más monstruosa que jamás he visto y que por cierto partió de Barcelona vacía.

No contenta con llenarla, además traía a modo de adorno una mochila de dimensiones considerables que tuvo que comprarse para dar cabida a todo el equipaje.
Tras el “armariomaleta” ha aparecido ella, que se ha teñido el pelo de rojo y que a pesar de la sorpresa inicial, he de reconocer que le queda bien, muy bien. Además su novio, que era el único que sobresalía por encima del “artefacto”, se ha rapado la cabeza(a causa del calor) o sea que lo único que he reconocido a primera vista ha sido la megamaleta.

Una vez en casa ha sido un festival de colores, parecía no tener fin… camisetas, faldas, vestidos, camisas, bolsos, foulards, colgantes, pulseras, zapatillas, polos, sudaderas…
Hasta un casco de moto se ha comprado…Ha sido un momento mágico, imagino que lo más parecido a lo que sintieron los indígenas americanos cuando vieron desembarcar a Colón cargado de quincalla…

IN-CRE-Í-BLE, podría montar ahora mismo una tienda! Que digo… que más que una tienda la mercancía es digna de un mercado persa

Después de esto ha llegado la inevitable e interminable, sesión de fotos, vídeo y el relato del viaje con todo lujo de detalles y anécdotas. Reconozco que nos hemos muerto de envidia, sana pero envidia!!!
Y ahora tengo que dejaros… porque todavía me queda por hacer el inventario y ordenarlo todo por tallas y colores, jajajaja…

PASEN Y VEAN…Bueno, bonito y barato…

Feliz semana a todos!!! (Que ya queda menos)

Besos mil.
PícoraViborita.





viernes, 20 de abril de 2007

Cada día tengo manías...


Yo no me considero una persona excesivamente maniática, pero he de reconocer que las que tengo están tan arraigadas y perduran tanto en el tiempo, que prácticamente tienen vida propia y son capaces de dominarme y someterme a su antojo aunque yo luche conmigo misma por no ceder a sus caprichos…

A saber… tengo dos especialmente rebeldes.

De la primera, ya comente algo una vez… y es la fijación que tengo por los escapes de gas y las posibles explosiones.
Soy incapaz de salir de casa sin hacer un repaso minucioso de todos los mandos de la cocina susceptibles de quedar abiertos.

El tema en cuestión se agrava y adquiere visos de obsesión por las noches, pues entonces además cierro la llave de paso. Que parezco Chiquito de la Calzada haciendo giros espasmódicos de la encimera a la llave de paso y viceversa…
Porque claro, no me conformo con mirarlo una vez…que vaaaaa!!!.
Eso sería facilitar demasiado las cosas.

El ritual empieza en los mandos de los fogones, los miro y toco todos dos o tres veces, entonces cierro la llave de paso y… vuelvo a mirar los fogones y la llave de paso y mientras miro los fogones pienso… “pero si la llave está cerrada” y vuelvo mirarlo otra vez. Y ahí estoy yo luchando conmigo misma, que parezco una posesa con dos personalidades. Lo peor de todo es que yo misma me doy cuenta de que es algo enfermizo…Eso sí, al final consigo salir airosa de la cocina como el que ha superado un gran reto.

La segunda manía es que no puedo dormir en absoluta oscuridad, necesito que entre algo de luz a través de la persiana… aunque sea poca…

¿El motivo?... No es por miedo, noooooo!

Si no consigo ver nada, me entra una especie de angustia vital y empiezo a pensar que me he quedado ciega… Me acerco las manos a la cara y si no me veo los dedos tengo que encender la luz y comprobar que puedo ver…

Seguro que estaréis pensando… ciega no sé, pero como una puta cabra, va a ser que sí…
A ver, no seré yo quien lo discuta.

Pero lo cierto es que en cuestión de manías… el que esté libre de culpa… que tire la primera piedra…
¿ O me diréis que no tenéis ninguna?
Por fín es viernes!!!
Muy feliz fin de semana,
Besos mil.
PícoraViborita.

lunes, 16 de abril de 2007

X FILES!!!


Ando algo preocupada… y es que me pasan cosas muy raras!!!

A ver si alguien me puede explicar cómo es posible lo siguiente…

El Domingo por la mañana me levanto yo toda feliz de ver el sol tras un largo período de ausencia del Astro por tierras barcelonesas (ya sé que hacía mucha falta que lloviese) pero aquí, una que es mediterránea y de sangre caliente encontraba a faltar algún que otro rayito de sol.

Pues eso que digo… vamos a poner la lavadora que hoy se me seca la ropa de un tirón… y a eso que me pongo.

Meto una funda de edredón nórdico tamaño cama de 90cm. La sábana bajera correspondiente y la funda de almohada, dos tejanos, varios pares de calcetines, 4 ó 5 camisetas de manga corta, dos toallas de manos y una de baño… pongo el jabón, el Kalia Oxi Actión poder rosa contra las manchas y el suavizante…conecto los botones correspondientes y se pone en marcha la lavadora…

Hasta aquí nada fuera de lo normal, pasa todo el ciclo de lavado, aclarado y centrifugado y se para… Miro el cielo, nubes y claros… cómo hay más claros que nubes decido tender en el exterior.

Cojo el barreño y me voy para la cocina a recoger la ropa… abro la puerta y…………………………..

No sé si es debido a lo mucho que han evolucionado los detergentes en las últimas décadas, que ya me he fijado yo que en los anuncios, se meten dentro de los tejidos a quitar las manchas y todo…o es que en mi lavadora habitan los diminutos que se han embarcado en la labor de hacerme la vida más fácil. Lo cierto es que parece que existe algo que introduce toda la ropa en la funda nórdica… cosa que hace más fácil su transporte...
Bien pensado también pueden ser los Simpson que son los monigotes que tiene estampados la funda y claro como son muchos, lo mismo se aburren y entre enjabonado y aclarado se distraen ellos…

Como lo leéis... juro por mi conciencia y honor, que es absolutamente cierto… empiezo a estirar la funda y aquello que no salía. Yo pensando… “no es posible que se haya metido dentro”…me entró tal ataque de risa que vino toda la family en masa. Pensando que me había vuelto loca, no podía para de reírme… que ya oía yo murmurar aquello de “la perdemos”, “se nos vá”, jajaja.

Por favor… Alguien puede explicarme ¿Cómo es posible que se metan dentro de la funda, los dos pantalones, los calcetines, toallas, etc? Y cuando digo dentro no quiero decir enrollados, no, DENTRO es DENTRO…

Pues nada que cojo la funda cual saco de Papá Noel y más chula que un ocho me la llevo con la ropa para tender “toíta metía” ahí dentro. Que no seré yo la que se queje… En casa todo el mundo es bien recibido y si además vienen a ayudar pues me es igual su naturaleza…
O lo que es lo mismo que ya sean para-normales o para- anormales estos fenómenos visto que vienen en son de paz… SEAN BIENVENIDOS!!!

The true is over there… nanino, ninooo, niiiiiiiiiii.....,
Muy feliz semana!
Besos mil.
Pícora viborita.



jueves, 12 de abril de 2007

¿Jugamos...?

No he podido resistir la tentación de poner un fragmento de "El milagro de P.Tinto"... Sé que es una película que no le gusta a casi nadie, sé que es bastante surrealista, sé que tiene un humor especial... Pero que quieres... una es un pelín rarita y a cada visionado me parto todo y saberme casi de memoria los diálogos.

Es más en casa somos dos bandos diferenciados. Mis hijos y yo que la consideramos una película de culto... y nuestro santo padre y marido que no ha sido capaz de verla entera ni una sola vez a pesar de haberlo intentado.

Pues pongo este fragmento por una cuestión de nostalgia con mi niñez porque recuerdo con un cariño especial ese juego de cartas de las familias del mundo... esquimales, negritos, chinos etc...que para mí en aquel momento eran el no va más de la sofisticación y el glamour. Probablemente los más jovencitos igual no sabéis de que cartas hablo, pero los que pasen de los treinta casi seguro que sí...

De todos modos si tuviera que elegir el juego favorito de mi etapa infantil, éste era sin duda jugar a clubs secretos y a espías. Pues como tenía la suerte de vivir en un edificio en el que éramos un montón de niños con unos jardines enormes, con árboles y lugares dónde esconderse pues así pasábamos una gran parte de las horas de ocio inventando misiones que debiamos resolver....

Unas veces teníamos que rescatar hormigas amenazadas por los rusos. Otras ir a Siberia a liberar al agente Smith, que estaba apunto de morir congelado...(El agente era un muñeco y Siberia el congelador de la nevera de cualquiera de nosotros...) Si a todo ello añadimos que teníamos que sortear a menudo la vigilancia de nuestras madres puesto que no eran tan complacientes como hoy en día... la diversión estaba asegurada...

Eso debía ser porque estábamos influenciados de tanto leer aventuras de Los Cinco, Los siete secretos y demás histórias de Enyd Blyton.

Y es que bien pensado, si al conjunto de varios niños sanos añades tierra, espacio y tiempo libre...sin duda la imaginación hace el resto y no hace falta mucho más para que lo pasen bien!!!

Y vosotros...¿Cual era vuestro juego favorito de pequeños?

Y hablando de tiempo libre...YA ES VIERNES!!!

Feliz fin de semana.

Besos mil.

PícoraViborita.

martes, 10 de abril de 2007

Se acabó...(pero volverá...)


Bueeeeenooooo…
Vuelvo a estar aquí. Relajación es la palabra que mejor define el estado físico y mental alcanzado por mí estos días.
Y para empezar... madrugón!!! A las 4;30 a.m. He dejado en el aereopuerto del Prat a mi hija y su novio que se van a Thailandia...poooobrecíiiitos!!! Juro que me habría ido con ellos...

En la foto el lugar maravilloso que alberga el pueblo en el que he pasado estos días lluviosos y reparadores. La lluvia constante pero suave invitaba a pasear.

La chimenea encendida daba calor y encanto a la casa y hacía todavía más agradable los ratos de lectura, charla o simple contemplación de la humedad externa…

Y para rematarlo todo, tras las comidas regadas como corresponde con buen vino de la zona, ese maravilloso sofá que parecía llamarnos a gritos… Y ahí frente al televisor, un año más las mismas fantásticas producciones de siempre… Ben Hur, Quo Vadis, Hércules, Marcelino pan y vino, etc, etc…
Que son el mejor elixir para caer en brazos de Morfeo, en esa maravillosa y españolísima costumbre de hacer la siesta… Es por ello, que en casa no decimos…¿Qué película vemos hoy?
Si no… ¿Qué película dormimos hoy? Pues ésta es la forma más auténtica de definir lo que realmente hacemos.
Y puedo decir que éstos días hemos dormido muchas películas...

Lo malo es que hoy todo vuelve al ritmo normal, a las prisas y a los ruidos ciudadanos…
Lo bueno… que el relax y los buenos ratos, los llevo puestos y como decía la canción…QUE ME QUITEN LO “BAILAO”…

Bien Hallados Todos!!!

Besos mil.

PícoraViborita